Líneas de la tierra: Líneas Hartmann y Curry

Existen radiaciones naturales que provienen del subsuelo y que pueden afectar a la salud del ser humano cuando la exposición es continuada.

Fue el Dr. Ernest Hartmann quién en 1951 midió por primera vez la resistencia eléctrica que tenían varias personas en diferentes lugares. Estudió en profundidad la relación entre la enfermedad y la radiación telúrica. Esto le llevó a descubrir lo que él llamaba la Red Global de Radiación, una red global que creaba radiación y se expandía por toda la Tierra. Las líneas Hartmann fueron las primeras líneas energéticas con características electromagnéticas que se descubrieron en la Tierra.

Dos de las redes geomagnéticas naturales más importantes son las líneas Hartmann, que conforman una malla orientada norte-sur y con celdas de 2 por 2,5 metros aproximadamente, y las líneas de fuerza Curry que están orientadas noreste/sureste y sureste/noroeste, aproximadamente cada 6 u 8 metros. Estas últimas tienen una orientación en diagonal con respecto a las Hartmann.

¿QUÉ SON LAS LÍNEAS HARTMANN?

Las líneas de Hartmann crean una red de fuerza, conocida como la red Hartmann, con forma de cuadrícula y cuya orientación es norte-sur. Son unas paredes energéticas invisibles que existen por toda la Tierra hasta la ionosfera. Esta es una capa de la atmósfera donde se producen muchos procesos de ionización. Se extiende desde el subsuelo hasta los 500km de altitud.

Sus líneas están alineadas este-oeste cada 2,50 metros y norte-sur cada 2 metros. Pueden sufrir distorsiones o fluctuaciones por la existencia de alguna falla, corriente de aguas subterráneas o por cualquier otro tipo de elemento geológico. Estas líneas magnéticas atraviesan cualquier tipo de material por lo que influyen en todo tipo de edificios.

¿QUÉ SON LAS LÍNEAS CURRY?

Toma el nombre de Manfred Curry (1899-1953), científico estadounidense de origen alemán que, tras las investigaciones realizadas junto con su colega Siegfried Wittman, describió por primera vez la existencia de estas líneas de fuerza, a las que se atribuye un carácter aún más nocivo para la salud que las líneas Hartmann.

Las líneas de fuerza Curry se diferencian principalmente de las de Hartmann por la orientación que presentan. La separación que existe entre las que tiene una orientación noreste- suroeste es de 8 metros, mientras que las de sureste- noreste es de 6 metros. El grosor que ambas tienen aproximadamente es de unos 40 cm. Aunque, como en el caso de las líneas Hartmann, pueden sufrir oscilaciones, no siendo constante estas medidas.

PARTES DE UNA LÍNEA HARTMANN Y CURRY

En el cruce de las líneas de la tierra: Hartmann y Curry existen dos espacios.

  • Zonas neutras: espacios entre las líneas en los que no se producen alteraciones en el campo magnético natural.
  • Zonas geopatógenas: son las zonas que coinciden con el cruce de las líneas de Hartmann o el cruce de las Curry y puede tener efectos nocivos para la salud si se permanecen en ellas durante un tiempo prolongado.

¿CÓMO SE PUEDE DETECTAR UNA LÍNEA HARTMANN O CURRY?

Observando la naturaleza se puede averiguar dónde se encuentran estas líneas y sus intersecciones:

  • Hormigas e insectos: Este tipo de animales tienden a localizarse en estas zonas.
  • Plantas marchitas: Si todas las plantas de una determinada zona se mueren puede ser una señal de que una línea Hartmann pasa por esa zona.
  • Árboles: Cuando existen árboles cuyo tronco tiene muchos nudos o malformaciones mientras que los otros árboles del entorno no las presentan.

Pero también existe herramientas y técnicas que utilizan los profesionales que permiten conocer físicamente la existencia de líneas geopáticas como pueden ser el péndulo, las varillas o la radiestesia.

¿CÓMO INFLUYEN LAS LÍNEAS GEOPÁTICAS EN NUESTRA SALUD?

Las líneas Hartmann y Curry son el cruce de dos tipos de energías distintas: la energía cósmica que es la que procede del centro del cosmos, y la energía telúrica que es la que procede del centro del planeta. En la vertical de este cruce se forman zonas geopatógenas, es decir, zonas perjudiciales para la salud si se permanece en ellas durante mucho tiempo. Algunos de los efectos que producen en estas zonas son:  

  • Mayor ionización.
  • Más presencia de microondas.
  • Alteración en las diferencias del potencial eléctrico atmosférico.
  • Variación de los campos magnéticos y eléctricos que provienen del subsuelo.

Cuando una persona permanece mucho tiempo en el cruce de estas líneas de tierra puede sufrir alteraciones en su sistema hormonal, endocrino e inmunológico. Esto se traduce en:

  • Cansancio crónico.
  • Ansiedad.
  • Hiperactividad.
  • Nerviosismo.
  • Insomnio.

Según Hartmann, el 60% de las enfermedades es consecuencia de una exposición continuada a una zona geopatógena. Si la presencia de un cruce Hartmann o Curry coincide, además, con alguna otra alteración geofísica como fallas o corrientes de agua subterránea, se multiplica el efecto geopatógeno de la zona en cuestión.

Por este motivo es muy importante conocer si en el lugar en el que se vive o trabaja existen zonas de este tipo. Los estudios de geobiología  analizan cómo el entorno afecta a la salud de las personas por las radiaciones tanto naturales como artificiales y te proponen la solución para crear un espacio saludable.

Como las líneas geopáticas no son perceptibles visualmente, es más difícil ser consciente de su existencia. Por eso es imprescindible conocer cuáles son los síntomas y efectos nocivos que estas líneas de la tierra generan en los seres vivos. Si te interesa la salud del hábitat y aprender más sobre geobiología, consulta en la sección de mi página, los diferentes cursos y formaciones de Pere León.

Y si quieres saber más sobre cómo las ondas afectan a nuestra salud, los beneficios que tiene desconectarse temporalmente de las nuevas tecnologías o cómo mejorar tu sueño, te invito a que consultes en mi página web, la sección de libros de Pere León.

Pere Leon Geobiólogo

¿QUIERES SABER SI TU CASA O OFICINA ESTÁ EN PELIGRO DE RADIACIÓN?

Deja tus datos y me pondré en contacto contigo para informarte de todos los detalles.

Una vida saludable empieza en tu hogar